Donde quiera que vea leo por todos lados que este año fue una mierda, que nos fue mal, que estuvo horrible en comparación a años anteriores y un sin fin de cosas, cada uno tendrá sus motivos para afirmar esto, en lo que a concierne comparto lo que los demás dicen. Para mi fue un año súper aburrido y fome…

Este año me propuse retomar los estudios y así fue, sacrificar mi día sábado casi completo por ir a estudiar y fue lo que me estuvo matando lentamente, el cansancio de la semana en el trabajo y que llegara el sábado para ir a estudiar sabiendo que tenia que levantarme mucho mas temprano que para el trabajo, de a poco me fue agotando mas y mas. Decidiendo estudiar ya se acababan las fiestas los días viernes, tenia que ser mas responsable para no faltar a clases y dormir lo necesario, así que las cosas ya se hacían aburridas. Como fue un año mas responsable, el dinero que antes gastaba saliendo y en tatuajes ahora lo ocupaba para pagar la mensualidad, así que este año fueron menos conciertos, menos tatuajes, menos salidas, menos todo! me sentía mal por esto pero era por una buena causa.

Como dije, el dinero ya se destinaba a otras prioridades, hubieron muchos tatuajes los cuales no me hice, varios conciertos a los que no fui ya sea por dinero o por temas específicos… Momentos en los cuales no tenia dinero para salir, no poder darme mis gustos a los cuales me estaba acostumbrando. A pesar de todo esto igual me las ingenie para no quedarme de brazos cruzados, fui a 3 conciertos, me tatué 4 veces, pude salir un par mas, así que en fin de cuentas tan malo no fue…

Sentimentalmente hablando es el problema, si bien creo que fui mas maduro esta vez, intente dar lo mejor de mi dejando de lado mi lado pendejo hubieron momentos en los cuales se me escapo de las manos, las peleas, discusiones, silencios, comentarios innecesarios… Se veía que este año pintaba bien y de un día a otro todo murió. Se va este año, se va una amistad la cual deseche, se van promesas que no se cumplieron, se van recuerdos que me atormentan, se van sueños que no verán la luz del día y lo peor de todo… Se fue mi vida…

Junto con olvidar todo lo malo que ocurrió este año entierro aquellos malos deseos, malos momentos y los buenos también, este año estará completamente borrado de mi memoria, lo sacare y lo enterrare junto con todos los sentimientos que ya no tengo en mi interior, junto con el amor que ya se desprendió de mi corazón, junto con los sueños que nunca verán la luz, junto con todo lo que te dije y lo que te prometí. Todo eso se va enterrado junto con este 2016 que me enseño a que no debo confiar en nadie, y que núnca más, núnca núnca más en la vida quiero tener una relación.

Fuiste. Ya no eres. Núnca serás.

Anuncios