Me gustaría que el tiempo pasara,
justo así, sin nada que cambie
Sin querer darme cuenta de nada,
incluso de la libertad que lo intenta tan desesperadamente
Todo, sin excepción, está aquí, no?
Incluso si me abandono en este laberinto,
en poco tiempo, el paisaje marchito me mostrará el camino.
Está justo a mi lado, no?
Haz o destruye, enmienda
y después todo desaparece.
Los milagros no ocurrirán, pero viene una respuesta
del reloj de arena que cae del cielo
Sólo cierro mis ojos al cruel final
Desear la felicidad llama más tragedia
Las sonrisas se convierten en tristeza,
la paz que nos fue arrebatada ahora parece ser
un pretexto de paraíso.
Retén tu respiración, retén tu paz
Es tiempo de hacer o destruir.
Para protejer a alguien querido para nosotros,
herimos a alguien más.
¿Perdonarías a las personas
que cometen semejante pecado sin saberlo?
Hasta que Dios de su sentencia,
la respuesta está en el reloj de arena
funcionando en la palma de tu mano
Lo hemos sabido desde el comienzo,
si obtenemos nuestros deseos interminables,
Nuestro interminable dolor sólo continuará
hasta que perdamos todo.
Hasta que Dios de su sentencia.

Anuncios